Fandom

MOCers Wiki

El Registro de Zakkond

1.749páginas en
el wiki}}
Crear una página
Discusión0 Compartir
RZ.PNG

Capítulo 1

Makuta Zakkond… la primera palabra es sinónimo del mal, arrogancia, destrucción y poder… la segunda palabra – aquella que me identifica – no significa nada para nadie.

Soy un paria – siempre lo he sido – pero he sobrevivido hasta ahora. Comencé al igual que todos mis semejantes en la forma de un líquido de gran poder. Un día Mata-Nui decidió darle forma a este líquido, y esto se convirtió en mi especie – los Makuta. Él nos dio a todos un deber común que cumplimos sin protestar: crear Rahi para llenar el mundo de belleza.

En este último aspecto he fallado, a pesar de amar el trabajo, y nunca he logrado nada bueno. Nunca he tenido la imaginación suficiente, y fui el blanco de burlas. Cada vez que un Makuta creaba un Rahi nuevo… yo sentía envidia.

Esto me pareció frustrante porque era pésimo en lo que quería hacer, pero los demás – que en el fondo odiaban el trabajo – eran creadores magníficos. El mejor ejemplo de injusticia que he vivido…

Abandoné mi trabajo como científico y tuve mucho tiempo para pensar. Todos me dijeron que era un inútil… pero eso no duró mucho. El pensar tanto tiempo me dio la posibilidad de probar cosas nuevas. Finalmente los superé a todos y era mejor en algo que nunca habrían podido imaginar. Con unas pocas herramientas he logrado crear las máscaras más raras, poderosas y – según los Toa – inmorales.

Todo comenzó siendo una distracción para mantenerme alejado del tormento a mí alrededor… y con el tiempo he logrado cosas únicas.

Felnas, Shelek, Gentrix, Vexon… todas fueron creaciones mías.

Recuerdo el día en el que Miserix me dio el “honor” de creador de máscaras oficial de la Fraternidad de Makuta. Era bueno recibir respeto por primera vez en mi vida.

Capítulo 2

Mi vida como forjador de máscaras fue muy satisfactoria. Finalmente tuve el respeto que tanto había anhelado, pero deseaba más que eso…

De todos modos, ellos me despreciaron en un inicio, no me interesaba más lo que pensaran de mí.

Un día llegó algo inusual a la isla. Miserix anunció la unión de un Makuta nuevo a nuestra fraternidad – algo muy raro, porque todos fuimos creados al mismo tiempo. Yo me preguntaba cómo pudo haber pasado algo así… no era natural.

El extraño, Degrogak, llegó de la nada y se unió a nosotros como si nada raro estuviese pasando. Él y yo nos hicimos grandes amigos y tuve la oportunidad de preguntarle sobre sus orígenes.

“Una isla lejana.” Comenzó Degrogak.

Mientras continuaba narrándome la historia de su inusual creación, tuve la respuesta a mis preguntas. Hace poco tiempo, la guerra civil Matoran estalló y por eso estaban asignando a los Makuta a varias tierras para resguardar y evitar un conflicto parecido en el futuro.

Degrogak me habló del lugar en donde lo crearon… y de quienes lo crearon. Me dijo algo más interesante aun… el líder de la isla tenía un hobby particular: coleccionar Kanohi.

Sin importar lo que tenía que hacer, yo iba a ser asignado a esa isla. Y sólo había un modo de hacerlo. Yo, Makuta Zakkond, crearía una máscara única. Yo iba a ser el Makuta de Takiw-Nui.

Capítulo 3

Mis obras de arte estaban listas. Tras mucho trabajo logré crear 4 únicas Máscaras de la Putrefacción, y estaban listas para sus destinos. Yo mantuve una, Degrogak otra como agradecimiento, una fue vendida a Artakha y la última estaba en camino a Takiw-Nui.

No tardó mucho en llegar mi respuesta. El líder de la isla estaba maravillado con mi trabajo, y me quería asignado en su reino. Lo había logrado. Miserix me felicitó por mi logro, pero no obtuve el mismo aprecio de los demás. Todos sentían envidia.

Recuerdo sus miradas de odio – todas ocultas tras las máscaras que yo mismo había hecho para ellos. Sin embargo, olvidé esa desagradable situación pronto y me dirigí a Takiw-Nui. Al llegar, un Toa de Fuego con una rara apariencia animal me escoltó.

Llegamos a una puerta de metal decorada con zafiros. El Toa dijo una clave corta que no pude escuchar y abrieron la puerta. Dentro del despacho estaba un reptil gigantesco en elegante armadura negra. En sus manos estaba la máscara que había creado especialmente para él y me dijo:

“Brillante… aprecio el talento.”

Capítulo 4

Vavakx me pidió que lo siguiera. Yo caminaba a su lado mientras que él me contaba su historia. El único que nos seguía era su perro, que no dejaba de vigilarme.

Tras caminar un largo pasadizo llegamos al final, en donde había una pequeña estatua. Yo no sabía lo que él quería mostrarme al principio, pero luego lo supe.

Vavakx activó un mecanismo tras la estatua, lo cual abrió el muro y reveló una habitación más. Cuando terminó de abrirse, mis ojos quedaron perplejos. Un cuarto lleno de armas y máscaras Kanohi estaba ante mí. La colección era impresionante, estaban presentes todo lo que habría podido imaginar.

“¿Porqué debo conformarme con una sola arma… una sola máscara?” Dijo Vavakx. “La variedad hace la diferencia.”

Él sujetó la Máscara de la Putrefacción que le hice y la colocó en un pequeño espacio.

“Es hora de que me muestres lo que puedes hacer.” Dijo Vavakx. “Pero primero debo asegurarme de que seas uno de nosotros.”

Yo continuaba escuchando.

“¿Tú, Makuta Zakkond, aceptas unirte a la Orden de los Grandes Creadores?” Preguntó Vavakx seriamente. “Si aceptas, serás un miembro ante mis ojos, y deberás actuar como tal.”

Tras pensarlo un poco, una palabra casi inconsciente salió de mi boca:

“Sí.”

Capítulo 5

Dejé Takiw-Nui debido a un mensaje enviado desde Destral acerca de una reunión. Debo admitir que cuando Teridax hablaba, me cautivaba. Su plan no era malo… arriesgado, pero no era malo. Obviamente, Miserix no tomó esto muy bien y quiso callarlo a la fuerza.

La batalla en el Cuarto de Convocación de Destral fue breve y feroz. Aunque Teridax ganó en batalla, decidió preguntarnos a todos los Makuta presentes nuestra preferencia. En ese momento pensé que Teridax era un demente… ¿Pero qué había hecho Miserix por mí?

Al aliarme con Teridax, evité la exterminación que los que se aliaron con Miserix sufrieron. Tampoco volví a ver a Miserix… pero eso era otra historia. Como parte del plan de conquista universal, mi deber había cambiado. Ahora Takiw-Nui no era el lugar que debía cuidar, sino el que debía conquistar.

Vavakx sospechó lo correcto cuando volví a la isla …

Capítulo 6

Un día recibí un Rahi volador con un mensaje de Makuta Nutrex, el científico más excéntrico de la Fraternidad. La nota decía que pronto invadirían Takiw-Nui y que yo debía ayudarlos a ingresar. Luego de leer la nota, Vavakx apareció. Él retiró la tableta violentamente de mi mano y tras leerla tuvo un expresión de repugnancia y dijo:

“No puedo permitirte esto.”

El conflicto entre ambos fue breve, y aunque pude haber ganado no habría podido permanecer en Takiw-Nui. Obviamente eso no se quedaría así. Tras mi expulsión, tuve tiempo para crear un virus y soltarlo en la isla. Ese virus sería mi marca personal. Zakkond estuvo en Takiw-Nui, fue expulsado de Takiw-Nui… y Takiw-Nui moriría tras su partida.

Me pregunto cómo habrá reaccionado el virus, pero eso ya no era asunto mío. Como miembro de la Fraternidad de Makuta, debía servir mi líder y dejar de preocuparme por lo demás.

Aquí estoy pagando mis actos, y dudo que la sociedad de Spherus Magna me acepte como si nada hubiese pasado. Fui un peón en el Universo Matoran, y soy algo desechable en este nuevo mundo.

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

Spotlights de otros wikis

Wiki al azar